En esta ocasión te presentamos algunos artículos estupendos que podrás comprar en el Gran Bazar de Estambul, una de las principales atracciones de la ciudad. De hecho, recorrer las múltiples calles cubiertas del bazar puede llevarte fácilmente un día entero, ya que cuenta con varios miles de puestos distintos. Se trata de una experiencia a pie sumamente gratificante para la vista y el olfato gracias a los colores tan vívidos y a los aromas a hierbas que impregnan el lugar.

    En los diversos puestos del bazar encontrarás a la venta todo tipo de artículos, como alfombras kilim, té turco, delicias locales y especias, además de coloridas piezas de artesanía de todas las formas y tamaños. Hemos confeccionado esta lista con ideas para comprar recuerdos en Estambul con el objetivo de ayudarte durante tu búsqueda de gangas en uno de los mercados cubiertos más grandes y antiguos del mundo.

    1

    Cerámica

    Preciosos azulejos de cerámica inspirados en las obras maestras de Estambul

    Tras visitar Santa Sofía o la mezquita Azul y admirar sus espectaculares azulejos de cerámica, quizá te interese llevarte a casa un poco de este estilo de los siglos VIII y IX. Los cuencos iznik y otros ejemplos de cerámica turca son algunos de los artículos estrella que podrás adquirir en el Gran Bazar. De hecho, encontrarás diversos puestos donde venden colorida cerámica moderna y tradicional. También puedes hacerte con adornos para colgar, platos decorados, tazas, ceniceros, jarrones y hasta encantadoras figuritas con forma de animal.

    Si todavía no has visto los mosaicos, escoge un hotel situado en la zona de Sultanahmet.

    2

    Lámparas turcas

    Decorativas y con un agradable colorido

    Estas son quizá el artículo de decoración con el que más te vas a encontrar en Estambul, sobre todo en el Gran Bazar. La variedad de objetos de vidrio es muy extensa y va desde pequeñas lámparas para colgar hasta candelabros y lámparas de escritorio con forma de jarrón en distintos colores, motivos y estilos. Las lámparas turcas iluminan las partes más apagadas del mercado cubierto, lo que crea una imagen memorable. Además, podrás transportar fácilmente la mayoría de artículos pequeños como equipaje de mano, ya que facturarlos puede suponer un riesgo, aunque estén envueltos en plástico de burbujas.

    3

    Amuletos nazar contra el mal de ojo

    Contempla estos famosos amuletos turcos

    Los conocidos amuletos contra el mal de ojo, o nazar boncugu en turco, se encuentran entre los elementos más reconocibles de Turquía, y podrás hacerte con el tuyo en el Gran Bazar de Estambul. Se trata de la versión local de la pata de conejo de la suerte. Podrás ver estos amuletos colgados en puertas y escaparates, con sus discos azules con puntos que forman un ojo, a modo de defensa contra las maldiciones. Este recuerdo tan popular se puede conseguir en distintas formas, desde llaveros hasta adornos de vidrio o cerámica. Además, los precios pueden oscilar desde las 3 TRY hasta las 100 TRY.

    4

    Té turco

    Llévate a casa una parte de esta aromática tradición turca

    Muchos países disponen de su propia tradición a la hora de tomar el té. Durante tu estancia en Estambul, no puedes dejar de probar el té negro tradicional de Turquía; es más, en el Gran Bazar o en el Bazar de las Especias podrás comprar un poquito de este fragante recuerdo para llevártelo a casa. Encontrarás diversas mezclas preparadas a partir de las hojas sueltas, como el "té romántico", el "té de invierno", el "té de naranja" e incluso un "té afrodisíaco". Asegúrate de adquirir los que vienen empaquetados para conseguir la mayor frescura. También podrás comprar juegos de té y cafeteras para tu cocina.

    5

    Alfombras kilim

    Una hermosa pieza de arte turco en forma de tapiz

    Una buena forma de engalanar tu casa es hacerte con uno de estos tapices artísticos de Turquía. El antiguo oficio nacional de tejer alfombras se ha mantenido a lo largo de generaciones, y hoy en día puedes adquirir un excelente ejemplo de ello en los diversos souks, o zocos locales, como el Gran Bazar de Estambul. Las distintas regiones del país confeccionan sus propios estilos característicos, y lo cierto es que parece ser que en el bazar los podrás encontrar todos o casi todos. Las alfombras kilim, que se elaboran mediante técnicas tradicionales de tejido plano, vienen en diferentes tamaños, aunque las más sencillas de enrollar y transportar son las de 1 x 2 metros, que suelen costar una media de 600 TRY cada una.

    foto de Orjen (CC BY-SA 3.0) modificada

    6

    Especias y perfumes turcos

    Llévate contigo algunas de las joyas aromáticas de Estambul

    En el Gran Bazar y en el Bazar de las Especias encontrarás a la venta especias, hierbas, perfumes y otros productos aromáticos tradicionales. Productos de calidad de Oriente Medio como el azafrán, especias para albóndigas, harina fermentada y curri en polvo se venden en cuidados paquetes, perfectos para llevártelos a casa por un precio de unas 20 TRY cada uno. Si quieres conseguir un recuerdo único, algunos de los amables vendedores que se especializan en perfumes pueden prepararte una mezcla personalizada mientras esperas tomando un té.

    7

    Joyería turca de plata y oro

    Un valioso recuerdo de Estambul

    Otro gran atractivo del Gran Bazar son los puestos de joyas. Recorrer estos puestos en los que se exponen sus brillantes gemas y artículos de oro y plata es como adentrarse en la cueva de Aladino. Tómate tu tiempo para contemplar los objetos expuestos y admirar la calidad de su producción. Aunque los precios son competitivos, te recomendamos regatear todo lo que puedas, ya que es una práctica habitual. Si compras algo de oro, y para mayor tranquilidad, no te olvides de solicitar un recibo donde se indiquen los quilates, y el nombre y los datos de contacto del vendedor o la tienda.

    8

    Delicias turcas

    Una dulce sorpresa de Estambul

    Si regresas a casa con las famosas y tradicionales delicias turcas, podrás compartir los dulces sabores de Turquía con quien tú quieras. Dentro del Gran Bazar encontrarás algunos estupendos puestos de dulces donde podrás elegir entre una amplia variedad. Entre ellos se incluyen Turkish Delights & Spices & Teas y Kadirbaba Turkish Delight. Los dulces de los puestos están colocados con esmero y a menudo podrás probar el género antes de comprar. Además, en el caso de los alimentos también es habitual regatear el precio.


    9

    Jabón de hamam

    Disfruta de un baño turco en tu propia casa

    Ningún viaje relajante por los balnearios de Turquía se puede considerar completo sin probar el hamam. Es más, si compras los jabones de hamam, podrás llevarte un pedazo de esa experiencia a casa. La mayoría de jabones, o sabun en turco, que se venden en el Gran Bazar vienen en paquetes modernos, además de presentar diversos aromas y tipos, como aceite de oliva, miel, lavanda y blanco puro. Los más tradicionales en Turquía son los jabones negros, que son ideales para exfoliar la piel y cuentan con una textura suave y cremosa. Además, su precio ronda las 45 TRY por paquete.

    foto de David Monniaux (CC BY-SA 3.0) modificada

    10

    Pipas narguile

    Conocidas también como hookahs, shishas y pipas de agua

    El antiguo pasatiempo persa de fumar en pipa de agua, o narguile en Turquía, sigue bien vivo en Estambul. Y es que, aunque no te guste fumar, lo cierto es que estas altas pipas ayudarán a avivar la conversación de los invitados que recibas en casa. Al igual que las lámparas turcas, estas pipas de pie ornamentadas presentan motivos coloridos y se venden por doquier en el Gran Bazar. Encontrarás unas diez tiendas especializadas en ellas, y su precio suele rondar las 100 TRY cada una.

    Ari Gunadi | Viajero experto

    Organiza tu viaje

    Maps