Hoteles en Lanzarote

Buscar hoteles en Lanzarote

Descubre precios secretos en hoteles seleccionados

Estos precios no están disponibles para todo el mundo.

Oferta del día

Ver las 73 ofertas en Lanzarote

Paga ahora o cuando llegues al hotel en la mayoría de habitaciones

Cancelación gratuita en la mayoría de las habitaciones

Precio garantizado

Explorar Lanzarote

Hoteles en Lanzarote

Pisa las doradas playas de arena blanca (en algunos casos de color negro azabache) y refréscate en las brillantes y cristalinas aguas del océano Atlántico. Lanzarote ofrece a sus visitantes sol durante todo el año, convirtiéndose así en un destino perfecto tanto para disfrutar de unas vacaciones de verano o de invierno completamente alejado del mundo. Pero además de sus doradas playas y del increíble color verdoso del mar, la isla ha sido declarada patrimonio de la biosfera por la UNESCO. Esto ha contribuido a que sus ciudades turísticas no estén muy explotadas y a que el interior de la isla ofrezca un impresionante paisaje volcánico salpicado de interminables campos de ceniza de lava, llanuras desérticas que recuerdan al Sáhara, y zonas verdes con prósperos viñedos en la zona norte.

Qué ver

Merece la pena explorar otras zona de la isla, aunque en un principio te pueda resultar difícil imaginarte abandonando sus paradisiacas y arenosas playas, con el sonido del mar rompiendo suavemente contra la orilla y la arena cosquilleándote la parte baja de los pies. Puerto del Carmen, Playa Blanca y Costa Teguise - los 3 núcleos vacacionales principales – cuentan con un gran número de atracciones turísticas como el Parque Rancho Texas, un parque temático en el que podrás pasar el día en familia e interactuar con leones marinos, loros de colores y audaces aves de rapiña. El variado paisaje de Lanzarote es perfecto para organizar viajes por carretera y alejarte de los complejos turísticos. Si conduces a través de los áridos campos de cenizas del Parque Nacional de Timanfaya experimentarás sensaciones nuevas y tendrás la impresión de que has aterrizado en la abrupta superficie de otro planeta. También puedes coger un ferry y dar un salto rápido a La Graciosa - una pequeña isla volcánica con extensas playas de arena dorada.

Hoteles en Lanzarote

Lanzarote tiene una gran oferta hotelera que abarca desde grandes hoteles de lujo - con vistas al océano Atlántico, frondosos jardines tropicales y un acceso directo a la playa - hasta complejos hoteleros familiares más modestos que incluyen una gran piscina, servicio de niñera y cocina internacional. Si quieres encontrar un alojamiento barato en Lanzarote elige hoteles que no se encuentren en primera línea de playa; con que te alejes un par de calles conseguirás encontrar un buen sitio con una buena relación calidad-precio. Normalmente se tratan de habitaciones básicas en apartamentos y hoteles e incluyen una piscina. Y si buscas un ambiente más íntimo apartado de los grandes centros vacacionales, siempre puedes reservar en uno de los hoteles estilo boutique de 4 y 5 estrellas de Lanzarote.

Dónde quedarse

Cuando veas una marea de tumbonas en la playa sabrás que has llegado a la playa de Puerto del Carmen. Lanzarote es el destino favorito de los turistas del norte de Europa - en su mayoría británicos – así que no es de extrañar que haya multitud de restaurantes internacionales que ofrezcan un servicio de desayuno durante todo el día, pizzas, carne y patatas fritas, y que haya numerosos bares, discotecas y tiendas de recuerdos. Costa Teguise es una alternativa perfecta para aquellas familias de pocos miembros que quieran disfrutar del sol en alguna de sus tranquilas playas como Playa Blanca o Punta del Papagayo (a pocos kilómetros de Costa Teguise y con unas playas de arena blanca espectaculares).

Cómo llegar a Lanzarote

A la isla se accede a través del aeropuerto internacional de Lanzarote, situado a pocos kilómetros al suroeste de la capital de la isla: Arrecife. A él vuelan compañías de bajo coste y también hay vuelos charter desde los principales aeropuertos del Reino Unido, de la Península Ibérica y de otras ciudades del norte de Europa. Desde las vecinas islas de Tenerife y Gran Canaria salen a diario vuelos hacia otros destinos, así que si lo prefieres puedes coger un ferry desde las islas de Tenerife o Fuerteventura. La mayoría de los hoteles ofrecen un servicio de transporte desde y hacia el aeropuerto, aunque la mejor forma de conocer la isla es alquilando un coche ya que en las zonas del interior de la isla los servicios de autobuses suelen ser intermitentes.