Ir a la página principal.
Guías de

Una guía de viajero para Praga: la historia y la cultura se unen a la arquitectura de nivel en la romántica Europa central

Busca un alojamiento

Una escapada a Praga es un paseo a través de la historia con un fondo de música de Mozart o el sonido de una noche bulliciosa y el tintineo de jarras en una bodega llena de humo. Reserve su hotel en Praga y explore el cruce de caminos de Europa.

Para ubicarse mejor

El río Moldava fluye de norte a sur atravesando Praga y siendo atravesado por el Puente medieval de Carlos. Al oeste, las calles empedradas y los rojos tejados de Malá Strana observan imponentemente al Castillo de Praga. Cruzando el Moldava se encuentra la Ciudad Vieja, Staré Město, donde la estrella es el Reloj Astronómico. Al norte se encuentra el evocador barrio judío, Josefov. Continuando hacia el este encontrará la zona residencial Vinohrady con parques, cafeterías, restaurantes y la espectacular Torre de TV de la era comunista. Al norte, bajando por la colina de Vinohrady, se encuentra el vibrante Žižkov, que acoge la mayor aglomeración de bares en Praga.



Viviendo la historia

Desde el Imperio Romano hasta los Habsburgos, una escapada a Praga es un fascinante viaje al pasado. El Camino Real serpentea desde la Plaza de la Ciudad Vieja, atravesando el Puente de Carlos y subiendo hasta la Catedral de San Vito, dentro del Castillo de Praga. Las calles, sinagogas y el cementerio de Josefov, la zona judía de Praga, está hermosamente conservada. Las agujas mellizas del Gótico Týn Church, situado en el Casco Viejo, dominan el horizonte, contrastando con la cercana Casa de la Virgen Negra de estilo cubista.



Ciudad cultural

Mozart estrenó Don Giovanni en el Teatro Estatal de Praga en 1787 y hoy en día aún se puede disfrutar de esta pieza operática. Maravíllese con el Teatro Nacional de cúpula dorada sobre el Moldava y la maestría modernista de Alfons Mucha en el Museo Mucha. Bajo los techos arqueados de las iglesias de Praga a menudo resuenan conciertos de música clásica. Pásese por la legendaria discoteca Roxy para ver bandas locales e internacionales en directo.



Centros comerciales y mercados

Staré Město es el centro neurálgico de las tiendas de Praga en las que se mezclan tanto tradicionales como modernas. Encuentre souvenirs pintados a mano y juguetes de madera en los mercados estacionales, que se encuentran en las plazas de la ciudad, o durante todo el año en el Havelská Market. Se pueden ver diseños clásicos y contemporáneos en el Museo Gallery Kubista y en Artěl, hogar del vidrio soplado artesanal. El centro comercial Palladium satisface todos los gustos y presupuestos mientras que las marcas de diseño se alinean en la elitista calle Pařížská. Para artesanías, juguetes y pociones, pruebe alguna de las tiendas Manufaktura que se encuentran en la ciudad.



Un poco de romanticismo

Los históricos hoteles en Praga les ofrecen lujosos momentos de romanticismo. Súbase a un carruaje tirado por caballos o dé una vuelta en un Skoda clásico y, acto seguido, cene en el Bellevue con vistas desde la ribera al Castillo de Praga. O haga un picnic en el Parque Kampa de Malá Strana, seguido de un coctel en el íntimo bar Blue Light, antes de cruzar el Moldava al amanecer por un Puente de Carlos desierto.